Cerrado por vacaciones

Hoy tocaba escribir una entrada para el blog, pero este va a estar cerrado por vacaciones. Necesito tiempo para crear nuevas historias y como soy muy exigente no me gusta poner cualquier cosa porque eso sería hacer trampas. Estoy empezando una nueva novela y mi cabeza vuelve una y otra vez a Soledad que es el nombre de una de las protagonistas y a su historia. Soledad que me tiene con el alma encogida,  porque como dice mi amiga M. solo escribo tristezas, y si cierro los ojos la veo delgada y frágil y me gustaría que fuera de carne y hueso para volar a darle un abrazo.

Sigo poniendo escritos en Instagram una vez por semana y a veces creo que me voy a quedar calva de tanto pensar; el blog, Instagram, la nueva novela, corregir lo que ya tengo escrito para enviárselo a la editora. Hay días que me siento como una olla a presión, pero sin válvula de escape. Me gusta escribir, mucho, pero crear un relato cada quince días y que este llegue al lector es muy difícil, al menos para mí. Esta mente inquieta necesita descansar y dar lo mejor y a veces hay que frenar para coger impulso. Escribo por gusto porque no vivo de la escritura y si empiezo a hacerlo por obligación ya no disfrutaré haciéndolo y eso se reflejará en mis letras. Soy muy desordenada en mi día a día y sin embargo en la escritura soy muy organizada, en cuanto a fechas en lo demás soy un desastre igual, pero crear algo de la nada en un folio en blanco es cosa de tiempo y hay días muy productivos y otros no tanto. Los abrazos robados, mi primera novela, ha tenido una acogida impresionante y ahora tengo miedo de que lo próximo no guste tanto y me exijo más, yo que de por sí soy súper exigente con todo lo que hago y que luego tengo que compartir, lo mismo da que sea un escrito que una tortilla de patatas. Voy a aprovechar los días que me quedan de vacaciones para desconectar, seguir inventado vidas anónimas y creando personajes que espero sean igual de inolvidables como Irene y Clara lo son ya para algunos lectores de mi novela.

Espero volver cargada de buenas historias que os hagan sentir; rabia, ternura, miedo, alegría, envidia, resignación… lo que sea, pero sentir.

Felices vacaciones y por supuesto os espero a la vuelta.

 

 

 

 

7 comentarios en “Cerrado por vacaciones

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s